5 consejos para no morir de empacho a Nadal

5-consells-per-no-morir-dempatx-al-nadal-Pares i Nens

Se acercan las fiestas de Nadal y con ellas las celebraciones donde la comida está muy presente, tal como las cenas de empresa, comidas familiares…

Para controlar los posibles excesos es muy importante escuchar nuestras señales de hambre y saciedad, es decir, identificar cuando tenemos hambre y con qué intensidad la tenemos.

Para que no te rompa con la rutina alimentaria en la que estamos acostumbrados durante el resto del año, te proponemos cinco consejos que estamos seguros que te ayudarán a escuchar tu cuerpo y a no sufrir de empacho:

1. Sobre una escalera de 0 a 10, imagínate que a 0 tienes mucha hambre y a 10 estás mucho tip. Te recomendamos que empieces a comer cuando tu hambre se encuentre entre el 3 y 4 (hambre de baja a moderada) y te pares cuando te encuentres entre el 6 y el 7 (satisfecho pero no tip).

 

2. Intenta no saltarte comidas o comer menos cantidad de la que necesitas en días anteriores o posteriores a la celebración. No se trata de compensar una ingesta anterior o posterior que será excepcional. (Ex: "hoy cenaré mucho, así que mejor que no meriende") Si respetamos las comidas evitaremos ir a la siguiente ingesta con demasiada hambre y por lo tanto, exponernos a comer más de la cuenta.

3. En las comidas, tenemos que poner atención a que se está comiendo. Si eres consciente de las cantidades que comes, seguramente comerás más lentamente y disfrutarás mucho más. Por otro lado, también te será más fácil saber cuando estás tip

4. Todas las comidas se merecen su espacio y tiempo, y por lo tanto, no pueden ser un trámite o transición a una acción posterior. A la comida le tenemos que otorgar su importancia, un tiempo que nos tiene que permitir desconectar y disfrutar de un rato agradable.

5. Paralelamente a las celebraciones te recomendamos que practiques cualquier actividad que favorezca la conexión con tu cuerpo: deporte, meditación...

Con estos cinco consejos dispondrás de unas pautas sencillas que te ayudarán a practicar una ingesta más intuitiva y a la vez te permitirán que las celebraciones navideñas se conviertan en un momento para compartir, y sobre todo, disfrutar, de alimentos típicos y excepcionales por otras épocas del año.